Esforzados en la Gracia

Por: Enrique Juárez, pastor.

Texto:

1″Y tú, hijo mío, saca fuerzas de la bondad que Dios te ha mostrado por medio de Cristo Jesús. 2Lo que me has oído decir delante de muchos testigos, encárgaselo a hombres de confianza que sean capaces de enseñárselo a otros. 3Toma tu parte en los sufrimientos como un buen soldado de Cristo Jesús. 4Ningún soldado en servicio activo se enreda en los asuntos de la vida civil, porque tiene que agradar a su superior. 5De la misma manera, el deportista no puede recibir el premio, si no lucha de acuerdo con las reglas. 6El que trabaja en el campo tiene derecho a ser el primero en recibir su parte de la cosecha. 7Piensa en esto que digo, porque el Señor te lo hará comprender todo”. 2 Timoteo 2: 1-7.



Desarrollo:

A. Se requiere vigor para proclamar el evangelio.

v.1 El Discípulo debe esforzarse, o sea empeñarse (echarle ganas) en *****plir la comisión que se le ha delegado. La gracia o bondad de Dios le darán las fuerzas para seguir adelante. Todo en la vida tiene un precio y no hay ganancia sin dolor.

v.2 Debemos enseñar lo que se nos ha enseñado con exactitud y fidelidad. La doctrina apostólica no debe ser adulterada, distorsionada o incompleta. Recordemos que el orden del discipulado es: llamados, sentados y enviados.

Se debe preparar a otros para que hagan lo mismo. Pero estos deben ser hombres fieles o sea “hombres que correspondan adecuadamente a la responsabilidad que se les delega”. Idóneos quiere decir que tengan la capacidad o habilidad para enseñar.

B. El predicar la gracia provoca conflictos.

v.3 Pablo le dice a Timoteo que debe soportar la oposición juntamente con él, como un buen soldado de Jesucristo.

C. Exigencias o requisitos para obtener el éxito en la obra de Dios.

v.4 Separación (apartado). El soldado cristiano (el que milita o está en servicio activo) no debe estar enredado en los placeres mundanos o en los negocios de la vida civil, pues su única meta debe ser agradar al Señor. (Hebreos 12:1).

v.5 Disciplina y obediencia a la Palabra de Dios. Es la figura del atleta que corre según las reglas del juego. Debe de luchar legítimamente y también de abstenerse de muchas cosas para alcanzar el premio ofrecido. (1 Corintios 9:25-27).

v.6 Trabajo y esfuerzo. Es la figura del esforzado labrador que debe trabajar primero si quiere gozar de los frutos de su trabajo. Debe arar, sembrar, regar, fumigar, limpiar, cuidar y luego cosechar. Se requiere de paciencia y tenacidad.

D. Se requiere de sabiduría y de revelación para entender el propósito de Dios.

v.7 Debemos de aprender a meditar y a reflexionar con la ayuda del Espíritu Santo para entender la Palabra de Dios. Antes del poder y de la autoridad debemos recibir sabiduría y revelación de Dios para saber cual es su voluntad. (Efesios 1: 15-19).

E. Conclusión.

Aunque la salvación es un regalo de Dios por medio de Jesucristo. Hacer Su obra requiere del auxilio del Espíritu Santo y de nuestro trabajo esforzado.

Facebook comentarios:

Categories: LIDERAZGO

Write a Comment

Only registered users can comment.