Un Año Nuevo lleno de Bendiciones de Dios

Un Año Nuevo lleno de Bendiciones de Dios

Título: Un Año Nuevo lleno de Bendiciones de Dios

Dios desea bendecirnos ricamente en este Año Nuevo

Dios desea bendecirnos ricamente en este Año Nuevo

Lectura Bíblica: Deuteronomio 29:2, 3; Josué 3:1-17; Salmo 65:4-13; Salmo 23:1, 2

Introducción:

¿Quién no desea iniciar un Año Nuevo lleno de Bendiciones? Sin duda todos nosotros. En nuestro corazón anidamos sueños, metas y esperanzas que anhelamos se vean colmadas. ¿Es imposible llegar a nuevos niveles? Sin duda que no, porque nos acompaña el poder ilimitado del Dios que nos ama. Decídase a emprender un Año lleno de bendiciones. El primer paso es someternos a Dios. Caminar en fidelidad con Él. Un segundo paso lo representa someter en Sus manos todos nuestros sueños y proyectos, en la certeza de que Él los prosperará y nos traerá abundantes Bendiciones (Salmo 37:5)

I.- Antes de comenzar el Año Nuevo debemos agradecer a Dios por su abundante provisión hasta hoy

1.- Es necesario hacer un alto en el camino para agradecer a Dios por sus abundantes Bendiciones

2.- El profeta Moisés enseñó al pueblo de Israel y también a nosotros hoy, a demostrar gratitud por las Bendiciones de Dios (Deuteronomio 29:2, 3)

3.- Es necesario reconocer la provisión amorosa de Dios en cada una de nuestras necesidades (Deuteronomio 29:4, 5)

4.- Es necesario reconocer que Dios brinda cuidado amoroso para atender hasta nuestras más mínimas necesidades. Cuidad de cada detalle (Deuteronomio 29:6)

5.- Es necesario alabar a Dios en los tiempos de victoria pero también en los tiempos de crisis (Job 1:20-22)

II.- Antes de comenzar el Año Nuevo debemos cruzar el Jordán (Josué 3:1-17)

1.- Todas las personas debemos cruzar  nuestro propio Jordán: Aquello que nos separa de la materialización de nuestros sueños.

2.- Cruzar el Jordán cuando estamos convencidos que nos espera una tierra de bendiciones. El Año Nuevo es nuestra tierra prometida.

3.- Debemos prepararnos adecuadamente para cruzar nuestro Jordán (Josué 3:1-17)

                a.- Permitiendo que Dios vaya delante de nosotros (vv., 3, 4)

                b.- Consagrándonos a Dios (v. 5)

                c.- Dejándonos guiar por Dios en cada paso (v. 6)

                d.- Rindiéndonos al obrar de Dios (v. 7)

                e.- Permitiendo que Dios pelee nuestras batallas (vv.8-11)

                f.- Permitiendo que Dios haga cosas maravillosas en nuestras vidas (vv.12-17)

4.- Cuando crucemos el Jordán de la mano de nuestro amoroso Dios, podemos gozar de Sus bendiciones (Salmo 65:4

III.- En el Año Nuevo nos preparamos para recibir las Bendiciones de Dios (Salmo 65:4-14; Salmo 23:1, 2)

1.- Somos un pueblo  especial escogido por Dios para ser bendecidos (Salmo 65:4)

                a.- Haber sido escogidos por Dios nos hace Bienaventurados

                b.- Dios bendice nuestras vidas a nivel personal, espiritual y por supuesto, familiar (v. 4 b)

2.- Caminar en fidelidad a Dios nos asegura bendiciones (Salmo 65:5)

3.- Las Bendiciones del Señor nos acompañas desde el amanecer hasta el anochecer (Salmo 65:8 b)

“Tú haces alegrar las salidas de la mañana y de la tarde.”

4.- Dios se asegura de que todo cuanto emprendamos, tenga éxito (Salmo 65:9, 10)

5.- Declaramos en fe que este Año Nuevo:

                a.- Dios corona cada día de Bendiciones (Salmo 65:11)

                b.- Dios nos bendice aún en períodos de sequía (Salmo 65:12)

                c.- Dios nos bendice con abundancia (Salmo 65:13)

                d.- Prendidos de la mano de Dios nada nos faltará (Salmo 23:1, 2)

Conclusión:

Dios desea que nuestra vida experimente crecimiento físico, espiritual y también material. Es una bendición poderosa en todas las áreas. Para que alcancemos nuevos niveles, Él nos bendice y provee. Es la condición especial de un Dios que nos ama, que nos guía, que abre puertas para que en nuestro caminar encontremos siempre oportunidades. Jamás olvide que nuestro amado Señor abre y cierra puertas conforme a Su voluntad. Él lo hace posible porque Su poder no tiene límites. ¡Decídase hoy a ser ricamente bendecido por Él! Someta sus sueños y proyectos en manos del Señor. Puede tener la certeza de que sus oraciones serán respondidas.

Léanos en http://www.mensajerodelapalabra.com y http://www.selecciondeestudiosbiblicos.org

About these ads

Facebook comentarios: