Promesas de Dios

LA PALABRA DE DIOS HARÁ PROSPERAR
» Porque como desciende de los cielos la lluvia y la nieve, y no vuelve allá, sino que riega la tierra, y la hace germinar y producir, y da semilla al quesiembra, y pan al que come, así será mi palabra que sale de mi boca; no volverá a mí vacía, sino que realizará lo que me place, y *****plirá aquello para que la envié.
Porque con alegría saldréis, y con paz seréis conducidos; los montes y los collados prorrumpirán en cánticos de júbilo delante de vosotros, y todos losárboles del campo darán palmadas de aplauso.» (ISAÍAS 55:10-12.)



NOÉ ENVIÓ UNA PALOMA

» Y habló Dios a Noé y a sus hijos con él, diciendo:
He aquí que yo establezco mi pacto con vosotros, y con vuestros descendientes después de vosotros; y con todo ser viviente que está con vosotros; aves, animales y toda bestia de la tierra que está con vosotros, desde todos los que salieron del arca hasta todo animal de la tierra.
Y dijo Dios: Esta será la señal del pacto que yo establezco entre mí y vosotros y todo ser viviente que está con vosotros, por siglos perpetuos: Mi arco he puesto en las nubes, el cual será por señal del pacto entre mí y la tierra…
No volveré más a maldecir la tierra por causa del hombre; porque el intento del corazón del hombre es malo desde su juventud; ni volveré más a destruir todo ser viviente, como he hecho. Mientras la tierra permanezca, no cesarán la sementera y la siega, el frío y el calor, el verano y el invierno, y el día yla noche.» (GÉNESIS 9:8-10,12-13;8:21-22.)

CONSIDERAD LOS LIRIOS, COMO CRECEN
» Dijo luego a sus discípulos: Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué comeréis; ni por el cuerpo, qué vestiréis. La vida es más que la comida; y el cuerpo, más que el vestido…
¿Y quién de vosotros podrá con afanarse añadir a su estatura un codo? Pues si no podeís ni lo más pequeño, ¿por qué os afanáis por lo demás? Considerad loslirios, cómo crecen; no trabajan; ni hilan; más os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió como uno de ellos. Y si así viste Dios la hierba que hoy está en el campo, y mañana es echada al horno, ¿cuánto más a vosotros, hombres de poca fe? Vosotros, pues, no andéis buscando lo que habéis de comer, ni lo que habéis de beber, ni estéis en ansiosa inquietud.
Porque todas estas cosas las buscan con afán las gentes del mundo; pero vuestro Padre sabe que tenéis necesidad de estas cosas. Buscad más bien el reino de Dios, y todas estas cosas os serán añadidas.»
(LUCAS 12:22-23, 25-31.)

YO BUSCARÉ A LOS PERDIDOS
» Porque así dice el Señor Jehová; Aquí estoy yo; yo mismo iré a buscar mis ovejas, y las recogeré.
Yo apacentaré mis ovejas, y yo las haré reposar, dice el Señor Jehová. Yo buscaré la perdida, y haré volver al redil la descarriada, vendaré la perniquebrada, y fortaleceré la débil…
Y vosotras, ovejas mías, ovejas de mi pasto, sois hombres, y yo soy vuestro Dios, dice el Señor Jehová.» (EZEQUIEL 34:11,15-16,31.)

» Venid, pues, dice Jehovah; y razonemos juntos:
Aunque vuestros pecados sean como la grana, como la nieve serán emblanquecidos. Aunque sean rojos como el carmesí, vendrán a ser como blanca lana.»
(ISAÍAS 1:18.)

» Me buscaréis y me hallaréis, porque me buscaréis con todo vuestro corazón.»
(JERMÍAS 29:13.)

» He aquí, aquel cuya alma no es recta dentro de sí está envanecido, pero el justo por su fe vivirá.» (HABACUC 2:4.)

» Jesús le dijo: –Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.
Si me habéis conocido a mí, también conoceréis a mi Padre; y desde ahora le conocéis y le habéis visto.» (JUAN 14:6,7.)

» Ellos dijeron: –Cree en el Señor Jesús y serás salvo, tú y tu casa.»
(HECHOS 16:31,)

» Porque la paga del pecado es muerte; pero el don de Dios es vida eterna en Cristo Jesús, Señor nuestro.» (ROMANOS 6:23.)

» Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados y limpiarnos de toda maldad.
Pero si decimos que no hemos pecado, le hacemos a él mentiroso, y su palabra no está en nosotros.» (1ª JUAN 1:9,10.)

JUSTICIA PARA LOS POBRES
» Saldrá una vara del tronco de Isay, y un retoño brotará de sus raíces. Y reposará sobre él el Espíritu de Jehová: espíritu de sabiduría y de inteligencia, espíritu de consejo y de poder, espíritu de conocimiento y de temor de Jehová. Y su deleite estará en el temor de Jehová. No juzgará según las apariencias, ni decidirá por lo que sepa de oídas; sino que juzgará con justicia a los pobres, y decidirá con equidad en favor de los mansos de la tierra.» (ISAÍAS 11:1-4.)

NO ESTÁIS OLVIDADOS
» ¿No se venden cinco pajarillos por dos cuartos? Con todo, ni uno de ellos está olvidado delante de Dios.
Pues aun los cabellos de vuestra cabeza están todos contados. No temáis, pues; vosotros valéis más que muchos pajarillos.» (LUCAS 12:6-7.)

RÍOS Y MANANTIALES
» Los pobres y menesterosos buscan las aguas, y no las hay; seca está de sed su lengua; yo Jehová los oiré, yo el Dios de Israel no los desampararé. En lasalturas abriré ríos, y fuentes en medio de los valles; abriré en el desierto estanques de aguas, y manantiales de aguas en la tierra seca.
Daré en el desierto cedros, acacias, arrayanes y olivos silvestres; pondré en la soledad cipreses, pinos y bojes juntamente, para que vean y conozcan, yadviertan y entiendan todos, que la mano de Jehová ha hecho esto, y que el Santo de Israel lo creó.» (ISAÍAS 41:17-20.)

DEJANDO EL HOGAR Y LA FAMILIA
» Jesús dijo: En verdad os digo, no hay nadie que haya dejado casa, o hermanos, o hermanas, o madre, o padre, o hijos, o campos, por causa de mí y por causa del evangelio, que no reciba cien veces más ahora en este tiempo: casas, hermanos, hermanas, madres, hijos y campos, con persecuciones; y en la era venidera, vida eterna.» (MARCOS 10:29-30)

LIBERTAD PARA LOS PRESOS
» Dice el Señor:
He aquí mi siervo, yo le sostendré; mi escogido, en quien mi alma tiene contentamiento; he puesto sobre él mi Espíritu; él dictará justicia a las naciones. No gritará, ni alzará su voz, ni la hará oír en las calles.
No quebrará la caña cascada, ni apagará el pábilo que humea; de acuerdo con la verdad hará justicia. No se cansará ni desmayará, hasta que establezca en latierra justicia; y las islas esperarán sus enseñanzas.
Así dice Jehová Dios, Creador de los cielos, y el que los despliega; el que extiende la tierra y sus productos; el que da aliento al pueblo que mora sobreella, y espíritu a los que por ella andan:
Yo Jehová te he llamado en justicia, y te sostendré por la mano; te guardaré y te pondré por pacto al pueblo, por luz de las naciones, para que abras losojos de los ciegos, para que saques de la cárcel a los presos, y de casas de prisión a los que moran en tinieblas.» (ISAÍAS 42:1-7.)

TODOS ME CONOCERÁN
» He aquí que vienen días, dice Jehová, en los cuales haré nuevo pacto con la casa de Israel y con la casa de Judá, no como el pacto que hice con sus padres el día que tomé su mano para sacarlos de la tierra de Egipto; porque ellos invalidaron mi pacto, aunque fui yo un marido para ellos, dice Jehová.
Pero éste es el pacto que haré con la casa de Israel después de aquellos días, dice Jehová: Daré mi ley en su mente, y la escribiré en su corazón; y yo seré a ellos por Dios, y ellos me serán por pueblo. Y no enseñará más ninguno a su prójimo, ni ninguno a su hermano, diciendo:
Conoce a Jehová; porque todos me conocerán, desde el más pequeño de ellos hasta el más grande, dice Jehová; porque perdonaré la maldad de ellos, y no me acordaré más de su pecado.» (JEREMÍAS 31:31-34.)

AGUAS SOBRE EL SEQUEDAL
» Yo, yo soy el que borro tus rebeliones por amor de mí mismo, y no me acordaré de tus pecados.
Ahora, pues, escucha, Jacob, siervo mío, y tú, Israel, a quien yo escogí. Así dice Jehová, Hacedor tuyo, y el que te formó desde el vientre, el cual te ayudará: No temas, siervo mío Jacob, y tú, Jesurún, a quien yo escogí.
Porque yo derramaré aguas sobre el sequedal, y ríos sobre la tierra árida;
derramaré mi Espíritu sobre tu descendencia, y mi bendición sobre cuanto nazca de ti; y brotarán entre hierba, como sauces junto a las riberas de las aguas.
Este dirá: Yo soy de Jehová; el otro se llamará del nombre de Jacob, y otro suscribirá con su mano: A Jehová, y se apellidará con el nombre de Israel.»
(ISAÍAS 43:25; 44:1-5.)

LAS VENTANAS DE LOS CIELOS
» Volveos a mí, y yo me volveré a vosotros, dice Jehová de los ejércitos. Mas decís: ¿En qué hemos de volvernos?
¿Robará el hombre a Dios? Pues vosotros me robáis. Y decís:
¿En qué te robamos? En vuestros diezmos y ofrendas.
Malditos sois con maldición, porque vosotros, la nación toda, me estáis robando. Traed todos los diezmos al alfolí para que haya alimento en mi casa;
y probadme ahora en esto, dice Jehová de los ejércitos, si no os abriré las ventanas de los cielos, y derramaré sobre vosotros bendición hasta quesobreabunde.» (MALAQUÍAS 3:7-10.)

MIS OVEJAS
» Jesús dijo:
Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen, y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano. Mi Padre que me las dio, es mayor que todos, y nadie las puede arrebatar de la mano de mi Padre. Yo y el Padre somos una sola cosa.» (JUAN 10:27-30.)

YO GUIARÉ
» Y guiaré a los ciegos por camino que no conocían, les guiaré por sendas que no habían conocido; delante de ellos cambiaré las tinieblas en luz, y lo escabroso en llanura. Estas cosas son las que he decidido hacer, y no las dejaré sin realizar.» (ISAÍAS 42:16.)

MI PAZ OS DOY
» No os dejaré huérfanos; vendré a vosotros. Todavía un poco, y el mundo ya no me verá más; pero vosotros me veréis; porque yo vivo, y vosotros también viviréis.
Os he dicho estas cosas estando con vosotros. Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas,y os recordará todo lo que yo os he dicho. La paz os dejo, mi paz os doy; yo no os la doy como el mundo la da. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.
Habéis oído que yo os he dicho: Voy, y vengo a vosotros.»
(JUAN 14:18-19,25-28.)

SI ME PEDÍS…
» De cierto, de cierto os digo: El que cree en mí, las obras que yo hago, también él las hará; y aun hará mayores que éstas, porque yo voy al Padre. Y cualquier cosa que pidáis al Padre en mi nombre, la haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo.
Si pedís algo en mi nombre, yo lo haré.» (JUAN 14:12-14.)

POR FE MORANDO EN TIENDAS
» Por la fe, habitó Abraham como extranjero en la tierra prometida como en tierra ajena, morando en tiendas con Isaac y Jacob, coherederos de la mismapromesa; porque esperaba la ciudad que tiene fundamentos, cuyo artífice y constructor es Dios.
Conforme a la fe murieron todos éstos si haber recibido lo prometido, sino mirándolo de lejos, y creyéndolo, y saludándolo, y confesando que eranextranjeros y peregrinos sobre la tierra. Porque los que esto dicen, claramente dan a entender que buscan una patria; pues si hubiesen estado recordando aquella de donde salieron, ciertamente tenían tiempo de volver.
Pero aspiran a una mejor, esto es, celestial; por lo cual Dios no se avergüenza de llamarse Dios de ellos; porque les ha preparado una ciudad.»
(HEBREOS 11:9-10,13-16.)

ME REGOCIJO
» Me regocijo en tu palabra como el que halla un gran botín.» (SALMO 119:162.)

MORANDO JUNTOS EN PAZ
» Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará; el becerro y el león y la bestia doméstica andarán juntos, y un niño los pastoreará. La vaca y la osa pacerán en compañía; sus crías se echarán juntas; y el león comerá paja como el buey.
Y el niño de pecho jugará sobre el agujero del áspid, y el recién destetado extenderá su mano hacia el escondrijo de la víbora. No harán mal ni dañarán entodo mi santo monte; porque la tierra será llena del conocimiento de Jehová, como las aguas cubren el mar.
Acontecerá en aquel tiempo que la raíz de Isay, la cuál estará puesta por pendón a los pueblos, será buscada por las gentes; y su morada será gloriosa.»
(ISAÍAS 11:6-10.)

YO ESTOY CON VOSOTROS
» Y Jesús se acercó y les habló diciendo:
Toda autoridad me ha sido dada en el cielo y sobre la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos en todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles a guardar todas las cosas que os he mandado; y he aquí que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo.» (MATEO 28:18-20.)

ÉL NOS LIBRARÁ
» Si es así, nuestro Dios, a quien rendimos culto, puede librarnos del horno de fuego ardiendo; y de tu mano, oh rey, nos librará.
Y si no, que sea de tu conocimiento, oh rey, que no hemos de rendir culto a tu dios ni tampoco hemos de dar homenaje a la estatua que has levantado.»
(DANIEL 3:17,18.)

También te puede interesar:  El sacrificio redentor de Cristo y la novia purificada