VITAMINAS PARA LOS NERVIOS (Elimina tus Nervios en un 110%)

El estrés frecuente conduce a consecuencias no deseadas para la salud, incluyendo migrañas y trastornos del sueño.

VITAMINAS PARA LOS NERVIOS Y EL ESTRES - Solo Lo MEJOR - 2019
VITAMINAS PARA LOS NERVIOS Y EL ESTRES - Solo Lo MEJOR - 2019

Muchas personas -millones, de hecho- viven en un estado de estrés constante, aceptándolo como una desafortunada consecuencia de la vida moderna y acelerada. Aunque es perfectamente natural experimentar estrés de vez en cuando, la respuesta al estrés evolucionó a partir de nuestra respuesta natural de “pelear o huir“, no debería ser un visitante diario.

El estrés frecuente conduce a consecuencias no deseadas para la salud, incluyendo migrañas y trastornos del sueño.

Con demasiada frecuencia, dependemos de conductas poco saludables, como fumar o el uso frecuente de alcohol, para controlar nuestro estrés. Esto puede perpetuar un ciclo negativo que es difícil de romper.

Sabiendo esto, no es sorprendente que el estrés sea un factor contribuyente en las seis causas principales de muerte en los Estados Unidos, incluyendo enfermedades cardíacas, cáncer y enfermedades pulmonares.

Si usted está comprometido a llevar una vida con menos estrés, hemos descrito pasos sencillos que puede comenzar hoy mismo. No estamos prometiendo la felicidad total, pero aprender a manejar su estrés de manera efectiva puede literalmente añadir años a su vida!

Vitaminas para los nervios y el estrés

VITAMINAS PARA LOS NERVIOS Y EL ESTRES - Solo Lo MEJOR - 2019
VITAMINAS PARA LOS NERVIOS Y EL ESTRES – Solo Lo MEJOR – 2019

Su médico también puede ayudarle a identificar o confirmar cualquier deficiencia, así como ofrecerle información sobre la dosis y la salud dietética general.

1. Vitamina A

Las personas con ansiedad a veces carecen de vitamina A. La vitamina A es un antioxidante que ha demostrado ayudar a controlar los síntomas de ansiedad.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento es de alrededor de 10,000 unidades internacionales (UI), tomadas como una tableta de una vez al día.

2. Complejo B

Los suplementos del complejo B contienen todas las vitaminas B que su cuerpo necesita. Muchos son vitales para un sistema nervioso sano. También pueden ayudar a mejorar los síntomas de ansiedad y depresión.

Cómo utilizarlo: Las dosis de la etiqueta para los complejos B que contienen todas las vitaminas B pueden variar. En promedio, las dosis varían de 300 miligramos (mg) a cerca de 500 mg. Cualquiera de las dos dosis puede ser tomada como una tableta al día.

3. Vitamina C

Los antioxidantes como la vitamina C pueden ayudar a prevenir el daño oxidativo en su sistema nervioso. El daño oxidativo puede aumentar la ansiedad.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplementos oscila entre 500 y 1000 mg. Esto puede dividirse en dos tabletas o tomarse como una tableta de una vez al día.

4. Vitamina D

La vitamina D es un nutriente importante que ayuda al cuerpo a absorber otras vitaminas. La deficiencia de vitamina D puede conducir a otras deficiencias vitamínicas, que pueden agravar la ansiedad y empeorarla.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento puede variar de 1,000 a 2,000 UI. Cualquiera de las dos dosis puede dividirse en varias tabletas o tomarse como una tableta de una vez al día.

5. Vitamina E

La vitamina E es otro antioxidante. Su cuerpo utiliza este nutriente rápidamente en tiempos de estrés y ansiedad. La vitamina E suplementaria puede ayudar a restaurar este equilibrio y reducir los síntomas.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento es de alrededor de 400 UI, tomada como una tableta de una vez al día.

6. Aceite de pescado

El aceite de pescado tiene un alto contenido de ácidos grasos omega-3, que son antioxidantes. Se ha demostrado que los suplementos de omega-3 como EPA y DHA ayudan a reducir la ansiedad.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento puede contener hasta 2,000 mg de EPA, ALA y DHA combinados. Cada dosis puede dividirse en varias tabletas o tomarse como una tableta diaria.

7. GABA

El ácido gamma-aminobutírico (GAMMA) es un aminoácido y neurotransmisor en el cerebro.

Cuando no hay suficiente GABA, la ansiedad puede empeorar. Según una revisión de 2015, los suplementos con GABA pueden ayudar a reemplazar el GABA perdido, aunque se necesita más investigación.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento puede variar de 500 a 750 mg. Cualquiera de las dos dosis puede dividirse en varias tabletas o tomarse como una tableta de una vez al día.

8. L-teanina

La L-teanina es un aminoácido. Es una propiedad calmante que se encuentra en el té verde.

Un estudio realizado en 2018 demostró que tenía beneficios contra la ansiedad en ratas. Un estudio en humanos de 2011 avaló también sus beneficios calmantes.

Cómo utilizarlo: La dosis media de suplemento es de unos 200 mg. Esto se toma generalmente como una tableta de una vez al día.

9. Magnesio

El magnesio es un mineral necesario para la salud humana. Tu cuerpo no necesita mucho de eso. Pero si usted no está recibiendo lo suficiente, la deficiencia de magnesio puede llevar a que se presenten síntomas de ansiedad.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento puede variar de 100 a 500 mg. Cualquiera de las dos dosis puede ser tomada como una tableta de una vez al día.

10. 5-HTP

El 5-hidroxitriptófano (5-HTP) es un neurotransmisor. Es un precursor de la serotonina. Ese es el “neurotransmisor de la felicidad” en el cerebro humano.

Un estudio del 2012 encontró que los suplementos de 5-HTP podrían ayudar con la ansiedad. Sin embargo, estos son más efectivos sólo cuando se usan en ciertas terapias y por recomendación de su médico.

Cómo utilizarlo: La dosis promedio de suplemento puede variar de 50 a 200 mg. Cualquier dosis puede ser tomada como una cápsula de una vez al día.

El estrés no controlado puede quitarle años de vida

VITAMINAS PARA LOS NERVIOS Y EL ESTRES - Solo Lo MEJOR - 2019
VITAMINAS PARA LOS NERVIOS Y EL ESTRES – Solo Lo MEJOR – 2019

El estrés crónico afecta nuestra salud física, nuestra salud mental y, en última instancia, nuestra mortalidad. El estrés emocional es especialmente dañino.

Aunque el estrés es omnipresente, hay formas de mitigar sus efectos.

Además de practicar la atención o la respiración profunda regularmente, comer una dieta saludable y hacer buen ejercicio, se ha demostrado que varios suplementos herbales y vitaminas ayudan a aliviar el estrés y sus síntomas.

Aunque el estrés puede ser más común en estos días, ha afectado a las personas durante miles de años. En la antigüedad, la gente usaba terapias herbales celebradas en la medicina tradicional china y en el Ayurveda para ayudar a controlar el estrés. ¿Te consideras un escéptico? Tenga la seguridad de que los estudios clínicos recientes están dando credibilidad a las creencias de larga data con respecto al impacto de las medicinas herbales.

Medicinas naturales para los nervios y el estrés

1. Ashwagandha

Ashwagandha tiene una historia histórica en la medicina tradicional ayurvédica. Toda la planta, desde las raíces hasta las semillas, tiene propiedades beneficiosas, especialmente cuando se trata de reducir el estrés.

Los beneficios de Ashwagandha son muy variados, pero es una superestrella cuando se trata de hacer que la gente se sienta menos estresada. Un estudio particularmente interesante de 2017 mostró una reducción del 44% en los niveles de estrés después de tomar Ashwagandha, en comparación con sólo una disminución del 5,5% en el grupo que tomó un placebo. Un ensayo clínico aleatorizado de 2012 mostró niveles igualmente impresionantes de reducción del estrés después de sólo 60 días.

2. Rhodiola

Rhodiola es una planta nativa de las regiones árticas de Asia y Europa que tiene una rica historia de uso médico que se remonta al año 77 C.E. Esta planta, también conocida como Golden Root, se utiliza para mejorar la energía, mejorar el estado de ánimo y, lo que es más importante, para reducir el estrés.

En un estudio doble ciego de 2009, se demostró que Rhodiola reduce el estrés y aumenta el estado de alerta de los médicos en los turnos nocturnos. Trabajar en el turno de noche es notoriamente estresante, así que cualquier cosa que pueda ayudar a esas personas también debería ser capaz de ayudar a otros.

La propiedad más estudiada de Rhodiola es su capacidad para ayudar a las personas a lidiar con la fatiga. Dado que el agotamiento a menudo contribuye al estrés, cualquier cosa que reduzca la fatiga puede ayudar en la batalla contra el estrés.

3. Raíz de valeriana

Puede sonar como algo del programa de HBO Game of Thrones, pero la valeriana es una planta perenne nativa de Europa. Se ha utilizado para ayudar con el nerviosismo, la ansiedad y los trastornos del sueño desde el siglo II d.C. Existen pruebas alentadoras de que complementar con raíz de valeriana puede reducir el estrés.

La raíz de valeriana es bien conocida por apoyar el sueño de calidad… Esto se debe en gran medida a su efecto calmante y sedante.

Debido a que la falta de sueño es un desencadenante del estrés, una de las mejores cosas que puede hacer para mejorar sus niveles de estrés es descansar bien durante la noche. Si la raíz de valeriana ayuda, puede ser una herramienta potente y de bajo efecto secundario en su arsenal de desestresantes.

4. Bacopa

La Bacopa monnieri__ es una hierba perenne que ha demostrado tener beneficios para reducir el estrés. Se ha utilizado como parte de la medicina ayurvédica india durante siglos para mejorar el aprendizaje, aumentar la memoria, agudizar el enfoque, disminuir el estrés y mejorar el estado de ánimo.

En un estudio realizado en 2011 con animales como sujetos, se demostró que la bacopa aumenta la longitud de los nervios del cerebro, lo que puede acelerar la comunicación entre estos nervios.

La investigación moderna también se ha centrado en la notable capacidad de Bacopa para aliviar el estrés, que se logra en parte reduciendo los niveles de cortisol en la sangre. El cortisol es la hormona estimulante del estrés, por lo que reducirlo tiene un poderoso efecto de relajación.

5. Melatonina

¿Qué es esto? Una hormona producida por la glándula pineal del cerebro, la melatonina ayuda a controlar los ciclos del sueño. Debido a que el sueño y el estado de ánimo están estrechamente relacionados, la suplementación con melatonina puede aliviar el estrés. Se considera seguro, pero puede causar efectos secundarios como dolores de cabeza, sentimientos de depresión a corto plazo, mareos e irritabilidad.

¿Funciona? La investigación indica que la melatonina puede ser útil para promover patrones de sueño saludables. Un pequeño estudio encontró que el suplemento mejoró significativamente el sueño, los trastornos conductuales, la depresión y la ansiedad en pacientes de edad avanzada. En otro estudio, la melatonina produjo mejoras significativas en la eficiencia del sueño en pacientes con insomnio de 50 años o más.

Cómo tomarlo: “Aconsejo comenzar con 3 miligramos (mg) a la hora de acostarse. Si 3 mg no es efectivo, auméntelo a 6 mg,” dice Matluck. “Por lo general, si 6 mg no son efectivos, la melatonina no es el tratamiento adecuado. Si se despierta en mitad de la noche, pruebe la preparación de liberación prolongada”.

6. teanina

¿Qué es esto? Un aminoácido que se encuentra en el té verde, la teanina se utiliza a menudo para tratar la ansiedad y la presión arterial alta.

¿Funciona? Existe evidencia limitada de que la teanina puede ayudar a las personas que no están estresadas a sentirse más tranquilas. Sin embargo, aquellos con niveles de estrés elevados no experimentaron el mismo efecto. Otro estudio indicó que la teanina puede reducir la ansiedad y disminuir los aumentos de la presión arterial en adultos con respuesta de alto estrés.

Cómo tomarlo: “La teanina se debe tomar de 200 a 400 mg con el estómago vacío”, dice Matluck. “La mayoría de mis pacientes descubren que alivia su ansiedad sin sedarlos. Si no causa somnolencia, recomiendo la teanina dos o tres veces al día, dependiendo de los niveles de estrés”.

7. Fosfatidilserina

¿Qué es esto?: La fosfatidilserina (PS) ocurre naturalmente en el cuerpo y apoya la función celular, especialmente en el cerebro. Aunque la forma del suplemento se considera segura para la mayoría de los adultos y niños, puede causar efectos secundarios como insomnio y malestar estomacal, particularmente en dosis superiores a 300 mg.

¿Funciona? algunas investigaciones sugieren que los atletas que toman PS durante el entrenamiento extenuante podrían experimentar menos dolor muscular, pero hay resultados contradictorios. Un estudio encontró evidencia preliminar de que una combinación de PS a base de soya y lecitina puede moderar la reacción del cuerpo al estrés.

Cómo tomarlo: “La PS se toma mejor por la noche o antes de acostarse a 200 mg. Tiende a disminuir los niveles de la hormona del estrés cortisol”, dice Matluck. “En muy raras ocasiones, puede hacer que la gente se sienta despierta y con energía. Si eres uno de los pocos que tiene esta reacción, inténtalo por la mañana”.

Ácido Gamma-Aminobutírico

¿Qué es esto? El ácido gamma aminobutírico (GABA) es una sustancia química producida en el cerebro y a menudo se toma como suplemento para aliviar la ansiedad, mejorar el estado de ánimo, reducir los síntomas del síndrome premenstrual y tratar los síntomas del trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH).

¿Funciona? Existen pruebas limitadas que sugieren que los suplementos de GABA administrados por vía oral pueden ayudar a promover la relajación y la inmunidad y a reducir la ansiedad durante los momentos de estrés.

Cómo tomarlo: “Tiende a ser calmante sin estar sedado, así que la gente suele estar bien con GABA durante el día”, dice Matluck. “Recomiendo 500 mg según sea necesario en momentos de estrés de una a tres veces al día con el estómago vacío.”

Cómo las deficiencias de vitaminas y minerales pueden contribuir al estrés

1. Complejo vitamínico B

La baja energía y la fatiga pueden contribuir a los niveles de irritabilidad y estrés. Por eso, las vitaminas B, conocidas por mantener altos los niveles de energía y mejorar el rendimiento cognitivo, pueden tener un efecto positivo. Los datos clínicos sugieren que complementar con un complejo de vitamina B puede ayudar a mantener su energía alta y el estrés bajo.

Los ensayos clínicos también han demostrado que complementar con un complejo de vitamina B puede ayudar a reducir la “tensión personal” y los sentimientos de depresión cuando se está en situaciones de mucho estrés. En esencia, apoya una sensación de calma y estabilidad. Si desea estar más relajado (¡y concentrado!) bajo tensión y presión, complementar con un complejo B podría ser de gran ayuda.

2. Magnesio

El magnesio es un mineral esencial para la función muscular y nerviosa. Múltiples estudios han demostrado que el magnesio es especialmente crucial para el sueño, y los suplementos ayudan en este sentido. Un estudio de 2012 publicado por el Instituto Nacional de Salud demostró que complementar con magnesio mejora la calidad del sueño.

Como ya se ha mencionado, el insomnio y el estrés van de la mano. Todos conocemos la lucha y la frustración de dar vueltas en la cama toda la noche. Si eso es algo con lo que usted lucha, el magnesio vale la pena considerar.

Consejos para superar el estrés

Es importante tener en cuenta que la primera línea de defensa contra el estrés son tres factores clave del estilo de vida: la relajación, la dieta y el ejercicio. Si usted consume una dieta balanceada y tiene una práctica constante de movimiento, es menos probable que desarrolle trastornos de estrés y ansiedad.

1. Estar aquí ahora: la atención y la meditación son la clave

Además, las prácticas de respiración pueden ser útiles para aliviar el estrés. La meditación en particular ha demostrado ser calmante y útil para reducir los síntomas de estrés y ansiedad.

2. Desenchufar regularmente

Si son el trabajo o las relaciones personales las que te han estresado, es posible que quieras “desconectarte” un poco. Considere un descanso de 24 ó 48 horas de los medios electrónicos y sociales.

Un estudio de 2011 mostró que separarse de la comunicación relacionada con el trabajo durante el tiempo fuera del trabajo se asoció positivamente con la recuperación y la salud de los empleados. Un pequeño ritual como poner su teléfono celular fuera de la vista, o incluso apagarlo, puede proporcionarle un alivio inmediato.

3. Beba té verde

Otra forma de reducir el estrés es consumir té verde, debido a su contenido de L-teanina. La L-teanina es un aminoácido que se encuentra en las hojas de té verde. Los estudios muestran que la L-teanina es particularmente hábil para reducir las respuestas psicológicas y fisiológicas al estrés.

El Dr. Jeffrey Gladd, un médico integrador, dice: “Aunque el té verde puede ser útil para el estrés, también hay que tener en cuenta la ingesta de cafeína y cómo responden a ella. La cafeína puede ser sobreestimulante, llevando a un estrés adicional en lugar de mejorar. Si este es el caso, considere un té verde descafeinado orgánico o busque L-teanina como suplemento”.

4. Conéctese con la naturaleza

Existe un cuerpo emergente de ciencia que indica el poder restaurador de los entornos naturales. Esto podría significar sumergirse en el aire libre con un día en la playa o una caminata. Alternativamente, usted podría introducir elementos naturales, como plantas, en su oficina u hogar.

Vive tu mejor vida

Sin embargo, incluso aquellos que meditan, beben té, hacen ejercicio y comen saludablemente van a lidiar con el estrés. Es parte de vivir una vida plena y activa.

Siendo ese el caso, usted se preparará para el éxito si se complementa estratégicamente con hierbas y vitaminas que están científicamente probadas para reducir su ansiedad y aumentar su energía. Consulte con su proveedor de atención médica o realice una evaluación de estilo de vida en línea para recibir asesoramiento personalizado personalizado adaptado a sus necesidades únicas.

Referencias:

  • Apaydin EA, et al. (2016). A systematic review of St. John’s wort for major depressive disorder. DOI:
    10.1186/2Fs13643-016-0325-2
  • Benson S, et al. (2013). An acute, double-blind, placebo-controlled cross-over study of 320 mg and 640 mg doses of Bacopa monnieri (CDRI 08) on multitasking stress reactivity and mood. DOI:
    10.1002/ptr.5029
  • Boonstra E, et al. (2015). Neurotransmitters as food supplements: the effects of GABA on brain and behavior. DOI:
    10.3389/fpsyg.2015.01520
  • Cases J, et al. (2011). Pilot trial of Melissa officinalis L. leaf extract in the treatment of volunteers suffering from mild-to-moderate anxiety disorders and sleep disturbances. DOI:
    10.3233/s12349-010-0045-4
  • Chow Chua H, et al. (2016). Kavain, the major constituent of the anxiolytic kava extract, potentiates GABA-A receptors: Functional characteristics and molecular mechanism. DOI:
    10.1371/journal.pone.0157700
  • Cropley M, et al. (2015). The effects of Rhodiola rosea L. extract on anxiety, stress, cognition and other mood symptoms. DOI:
    10.1002/ptr.5486
  • Dantas L-P, et al. (2016). Effects of Passiflora incarnata and midazolam for control of anxiety in patients undergoing dental extraction. DOI:
    10.4317/2Fmedoral.21140
  • de Oliveira IJ, et al. (2015). Effects of oral vitamin C supplementation on anxiety in students: A double-blind, randomized, placebo-controlled trial.
    ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/26353411
  • Fiebich BL, et al. (2011). Pharmacological studies in an herbal drug combination of St. John’s Wort (Hypericum perforatum) and passion flower (Passiflora incarnata): In vitro and in vivo evidence of synergy between Hypericum and Passiflora in antidepressant pharmacological models. DOI:
    10.1016/j.fitote.2010.12.006
  • Gautam M, et al. (2012). Role of antioxidants in generalized anxiety disorder and depression. DOI:
    10.4103/0019-5545.102424
  • Gharib M, et al. (2015). The effect of valeric on anxiety severity in women undergoing hysterosalpingography. DOI:
    10.5539/2Fgjhs.v7n3p358

 

¿Qué tan útil fue este articulo? - Compártelo!

Haga clic para calificar!

We are sorry that this post was not useful for you!

Let us improve this post!